Afiliación a la Seguridad Social y Datos de Paro de abril

Abril vuelve a ser otro mes afectado por la continuidad de la pandemia del Coronavirus. Los datos de la afiliación a la Seguridad Social y los datos de paro de abril reflejan claramente el parón de la actividad económica que está viviendo España.

Afiliación a la Seguridad Social

El mes de abril cierra con un descenso considerable en el número de afiliados a la Seguridad Social. El dato promedio ha sido de 18,46 millones de personas, lo que implica un descenso de 771.700 empleos durante los últimos 12 meses. Es decir, un -4% interanual.

Todos los sectores se han visto afectados. Sin embargo, es en la Construcción donde mayor caída de afiliados se ha producido, con un descenso del 10,4% interanual. O lo que es lo mismo, 130.200 empleos menos.

Descárgate el Informe Afiliación a la Seguridad Social y Datos de Paro de abril

Datos de paro de abril

No se registraba un número de parados tan elevado desde mayo de 2016. Abril finaliza con 3,83 millones de parados. En la comparativa interanual, el incremento ha sido del 21,1%, lo que se traduce en 667.600 parados más. De hecho, desde enero de 2010 no se registraba una subida tan alta como en los datos de paro de abril.

En cuestión de sexos, el número de parados masculinos creció el doble que el de mujeres, con un 29,3% y un 15,4% respectivamente.

Durante el mes de abril, se han firmado solamente 673.100 nuevos contratos. Es decir, se ha producido un descenso en la creación de empleo del 61,9%, fenómeno que no se registraba desde diciembre de 1996. Los contratos indefinidos cayeron un 66,3% interanual mientras que los temporales lo han hecho en un 61,4%.

Los datos de paro de abril y la afiliación a la Seguridad Social evidencian el impacto que está teniendo la crisis sanitaria en el mercado laboral. Es difícil prever qué ocurrirá en mayo pero, visto que seguimos sin saber cuánto se extenderá el estado de alarma, no es de extrañar que se produzca otra caída en la afiliación y un nuevo incremento del paro.

Conclusiones

Los datos de paro de abril entran dentro de lo previsto. Sí, son bastante negativos, pero recogen los primeros efectos de un mes completo bajo los efectos de la Covid-19.

Es evidente que se necesita alcanzar un consenso para tomar medidas que permitan superar cuento antes la emergencia sanitaria y minimicen su impacto en la economía del país. Los esfuerzos deben estar dirigidos en recuperar la economía productiva, pues de ella dependerá la capacidad de invertir y crear empleo. Y estos, a su vez, influirán sobre el consumo y las aportaciones que sostengan los presupuestos públicos para abordar las necesidades sanitarias y sociales.

El Gobierno debe tener la capacidad para impulsar políticas activas de empleo y de flexibilización del mercado laboral. Deben favorecer la contratación, el diálogo social y la negociación colectiva.  Además, hay que potenciar la formación y recualificación de los trabajadores, especialmente los pertenecientes a los colectivos más vulnerables, jóvenes, parados de larga duración, mayores de 55, mujeres y personas con capacidades distintas.

Estamos viviendo las primeras fases de la desescalada, lo que permite pensar que veremos datos más esperanzadores en el siguiente mes. Sin embargo, según las previsiones, en mayo se seguirán perdiendo afiliados en la Seguridad Social y se espera que el paro alcance los 4.000.000 de personas. Todo ello es normal al tener en cuenta que en mayo es probable que se manifiesten cifras no incluidas hasta ahora, como los ERTE.

Accede a toda la información pertinente descargándote el Informe Afiliación a la Seguridad Social y Datos de Paro de abril haciendo clic aquí.