Beneficios del employee engagement

El employee engagement o participación de empleados en uno de los puntos centrales a tener en cuenta en la fuerza laboral. Por fin los empresarios comienzan a comprender que para mantener contentos a sus clientes, necesita tener empleados felices y comprometidos.

Los trabajadores comprometidos y motivados están más satisfechos con su labor, lo que conduce al entusiasmo personal y al crecimiento general de la empresa. Esto se traduce en una mejor gestión del talento y una disminución en la rotación de empleados; mayor productividad; aumento de la rentabilidad; menor tasa de absentismo y mayor lealtad de los empleados.

Por todo ello, a continuación comentaremos con mayor detalle los beneficios del employee engagement.

6 Beneficios del employee engagement

1. Mayor satisfacción de los empleados

La satisfacción de los empleados es clave en cualquier empresa. Cuando los empleados no están satisfechos con su trabajo, les falta entusiasmo en el día a día y el crecimiento de las empresas en general se ve afectado.

La baja satisfacción laboral se convierte en una pérdida de tiempo y dinero de la empresa.

Cuando los empleados están comprometidos en el trabajo y se sienten satisfechos con su puesto, sienten una mayor conexión con la empresa. Por lo tanto, es más probable que produzcan un trabajo de calidad, lo que beneficia tanto a la empresa como al cliente.

2. Mayor retención y menor rotación

El proceso de contratación e incorporación de nuevos empleados conlleva costes muy elevados y requiere mucho tiempo. Apostar por el employee engagement permite una mayor atracción y retención del talento e incide positivamente sobre la no rotación de empleados.

3. Mayor productividad

Los empleados comprometidos trabajan más rápido y se esfuerzan más al gustarles lo que hacen. No es de extrañar, cuando se está interesado y conectado con lo que se está haciendo, es más probable que se haga bien.

Además, cuando los empleados están comprometidos y sienten que sus gerentes los tratan bien, se sentirán responsables de corresponder a este respeto exprimiendo sus habilidades y fortalezas.

4. Mayor rentabilidad

Por supuesto, cuando los empleados se sienten bien en el trabajo, trabajan más duro, y cuando trabajan más, producen más trabajo de calidad. Todo ello revierte en un cliente satisfecho. Los clientes satisfechos siguen regresando y refieren a otras personas a su empresa. Es decir, se fidelizan con la marca.

El employee engagement es una de las formas más simples y efectivas para aumentar la rentabilidad de la empresa. Sin embargo, son muchas las organizaciones que siguen mirando hacia afuera en lugar de centrar su atención en lo que ya tienen. Sin una base sólida, ninguna compañía puede prosperar y la mejor manera de garantizar esta base sólida es tener un equipo comprometido.

5. Menos absentismo

Los empleados comprometidos se presentan diariamente en la oficina y una vez allí, realizan más trabajo. Las empresas que apuestan por el employee engagement han logrado una reducción del 41% en su tasa de absentismo.

El problema con los empleados desconectados es que no sienten un sentido de responsabilidad hacia la empresa para la que trabajan. Por ello, no tienen inconvenientes para no presentarse.

Por su parte, los empleados comprometidos sienten que son parte de la organización y, por lo tanto, no querrán decepcionar a la empresa.

6. Aumento de la lealtad de los empleados

Una de las grandes ventajas que ofrece el employee engagement es que los empleados comprometidos son leales a la empresa. Por lo tanto, ellos mismo actuarán como embajadores de la marca.

Está claro que el employee engagement ofrece una serie de beneficios que ninguna empresa debe pasar por alto. Es momento de fomentar el bienestar de los empleados para conseguir alcanzar el éxito empresarial.