Cómo tener en cuenta los valores al contratar

A menudo hablamos de la importancia de contratar para adaptarse tanto a la cultura como al trabajo al incorporar nuevo personal, pero ¿qué significa eso realmente? Muchas empresas tienen un conjunto de valores que utilizan para guiar el trabajo que realizan, pero desafortunadamente, la mayoría piensa en esos valores en piloto automático en lugar de usarlos para fortalecer su fuerza laboral y sus equipos.

Cuando las empresas hacen de sus valores una verdadera piedra angular de la organización, se puede ver reflejado en cómo se logra el trabajo y cómo los colegas interactúan entre sí. Una empresa que valora la cooperación, por ejemplo, idealmente debería tener una cultura que dé lugar a la colaboración y la comunicación abierta.

Cada nuevo empleado, entonces, tiene la capacidad de contribuir a esa cultura positiva o restar valor si sus propios valores no se alinean. Es por eso por lo que tener una visión clara de lo que valora la empresa y cómo eso se relaciona con la vida diaria de la oficina puede mejorar sus posibilidades de lograr una contratación exitosa. Pero ¿cómo puede vincular los valores al proceso de contratación en sí?

¿Qué se puede hacer para contratar en base a valores?

Antes de dirigirse a las rondas de entrevistas, dediquemos un tiempo a pensar en los valores primero y veamos cómo podemos vincularlos al proceso de contratación. Hay ciertos cuestiones a considerar.

¿Cuáles son tus valores?

El primer paso es definir cuáles son los valores fundamentales de la empresa. ¿Qué mantiene a los empleados motivados para seguir la misión de una organización? Si no sabemos qué es lo que valoramos como empresa, no podremos encontrarlo en los candidatos.

Muchos líderes senior cuando se les pide que describan los valores de una empresa no pueden hacerlo y no es de extrañar. A menudo, los valores de una empresa se confunden con la visión y declaración de la misión del jefe, un concepto que a menudo no surgen en el transcurso de la vida laboral diaria. Probablemente haya oído hablar de ellos durante su incorporación y nunca más. Esa es la diferencia entre tener valores de boca para afuera y valores que realmente vives y respiras.

Entonces, antes de comenzar a contratar, dediquemos un tiempo a hablar con RR.HH. y su equipo senior para definir claramente cuáles son los valores de la empresa y cómo eso impacta en la fuerza laboral. Quizás haya rasgos clave que necesitemos en el equipo, por ejemplo, que sería útil saber antes de conocer a los candidatos.

Habla con los empleados

¿Están tus valores integrados en la cultura de la empresa? Si deseas que tus empleados defiendan los valores de la organización, deben saber cuáles son. Idealmente, deseas que sus valores se incorporen en los comportamientos diarios de la fuerza laboral para que todo el trabajo tenga un vínculo claro y directo con la empresa y sus objetivos.

Un buen lugar para empezar consiste en pedir a los empleados de varios niveles de la organización que describan los valores de la empresa tal como los entienden. Si los empleados no pueden enumerar sus valores principales o no pueden explicar cómo se relacionan con el trabajo que se realiza, entonces existe un problema con la forma en que estás promoviendo tus valores dentro de la empresa. Si tus empleados pueden enumerar los valores y explicar cómo el trabajo que realizan se relaciona con la misión de la empresa, felicitaciones. Has hecho un buen trabajo al convertir los valores en una entidad viviente en la organización.

Comparte sus valores cuando contrate

Echa un vistazo a la descripción del trabajo y comprueba si hay formas de integrar los valores organizacionales en el anuncio. Una buena regla general es agregar información sobre cómo se ve la cultura corporativa, las ventajas o beneficios únicos que se ofrecen, las expectativas específicas de la oficina, si corresponde, o incluso una declaración sobre las actitudes de la empresa hacia la diversidad y la inclusión.

Deseas pintar una imagen para un candidato potencial para que pueda tener una idea de a qué tipo de empresa se está postulando. Es posible que una publicación de trabajo que sea breve no reciba tantas solicitudes como una que sea descriptiva y responda a las preguntas que los candidatos desean saber. Si puedes atraer candidatos que ya comparten sus valores desde el primer momento en que se relacionan con su empresa, entonces parte de la batalla para contratar de manera más efectiva ya se habrá ganado.

Comprender la contratación por valores

Sí, deseas candidatos que compartan tu visión y tengan las características para tener éxito en un puesto, pero la contratación siempre debe consistir en más de una sola pieza del rompecabezas. La contratación para adaptarse a la cultura tiene que preservar los valores de una organización a largo plazo. 

A veces, sin embargo, es posible que el candidato adecuado no sea el adecuado para lo que pensabas que quería contratar y eso no siempre es malo. Después de todo, no queremos una fuerza laboral idéntica, ¿verdad? Tal vez un candidato traiga consigo nuevas habilidades que puedan abordar una brecha en tu equipo actual.

Si bien es importante tener una visión clara de lo que deseas contratar, también debes tener una buena idea de quién es tu candidato y cómo interactuará con tus equipos y tu cultura. Las evaluaciones pueden ayudar a proporcionar este nivel de claridad sobre el potencial de un candidato y si se alinean o no con el perfil de candidato ideal que ha creado en función de los rasgos y valores que estás buscando.

El uso de preguntas de entrevista específicas basadas en el comportamiento también puede ayudar a profundizar en una entrevista para obtener más información sobre el candidato y cómo ve el mundo.

H3 Conecta los valores con la incorporación

El ingreso es un buen momento para incorporar los valores en el aprendizaje de un nuevo empleado y mostrar cómo se conectan con la cultura y la misión de la empresa. Si tienes una cultura de comunicación abierta y comunidad, por ejemplo, es posible que desees tener un líder senior o el CEO durante la semana 1 para saludar y reiterar que su puerta siempre está abierta.

También podrías hacer que los miembros del equipo de un nuevo empleado compartan historias de ocasiones en las que vieron a la empresa promoviendo sus valores de una manera que les impactó.

A medida que avanza la incorporación, intenta vincular el aprendizaje que se está realizando con la misión de la empresa para que un nuevo empleado pueda ver un vínculo claro entre lo que la empresa dice que quiere hacer y el trabajo en el que participarán a diario.

Si puedes hacer que los empleados comiencen desde el primer día con la comprensión de la importancia de los valores de la empresa, entonces será más fácil que ese conocimiento se arraigue, lo que a su vez regresa para respaldar la cultura de la empresa.

No contrates por instinto

La contratación es más eficaz cuando tienes un plan claro de lo que quieres en un candidato y por qué. Al comprender los valores de su empresa, tiene más posibilidades de encontrar candidatos que puedan contribuir a la cultura organizacional y ayudarla a crecer.

Eso no significa que desees contratar una fuerza laboral en la que todos sean iguales, por supuesto, pero comprender las prioridades de la empresa puede ayudar a dar forma a la manera en que abordas los anuncios de empleo y otras actividades de reclutamiento, cómo se entrevista y, en última instancia, cómo se incorpora una nueva contratación.

Cuando contratas con un plan, tiene más posibilidades de tomar la decisión correcta que cuando contratas por instinto. Así que da un paso atrás antes de apresurarte en buscar candidatos y observar a tu organización como un todo. ¿Qué es importante para tu empresa y qué tipo de candidato adoptará sus valores? Una vez que tengas una dirección que te guíe, tomar una decisión de contratación precisa se vuelve mucho más fácil.

Relacionado

Artículos

14 minutos

Gestionar 5 generaciones en el trabajo

Leer

26 minutos

Evolución del teletrabajo

Leer

Artículos

6 minutos

Entrevistas con candidatos neurodiversos

Leer

¿Te parece interesante? Compárte esta página:

Recibe las últimas noticias del sector RRHH directamente en tu correo. ¡Suscríbete!

SUSCRÍBETE

SUSCRÍBETE