Monitor Adecco de Salarios

7 minutos

Presentamos el Monitor Adecco de Salarios, publicación anual en la que pretendemos analizar la retribución en nuestro país desde diversas perspectivas con el fin de ayudar a todas las partes interesadas a tener información y opinión útil para la toma de decisiones.

A nadie se le escapa el interés y trascendencia de la retribución en momentos de enorme complejidad como las actuales, y donde las subidas del SMI o el reciente acuerdo en la UE para su homogeneización, la imparable escalada de los precios, la necesidad de atraer y retener talento en las organizaciones, o la ruptura de las negociaciones para el Acuerdo por el Empleo y la Negociación Colectica (AENC) y alcanzar un pacto de rentas, son solo muestras de la realidad poliédrica de una institución, el salario, sobre la que están lloviendo ríos de tinta en las últimas semanas.

En este informe y para el análisis de los salarios utilizaremos distintos indicadores que tienen que ver, entre otras variables, con el poder adquisitivo, productividad y ratios que nos permitan compararnos con otros países de nuestro entorno.

Evolución de los salarios

Avanzados ya en este segundo trimestre y donde iremos viendo mayores tensiones en los precios por la recomposición en la estructura de costes y política de precios en las empresas, y por la esperada llegada de turistas en una campaña que se promete histórica, las amenazas de una inflación sin tregua exigen un acuerdo de todas las partes para frenar esta perniciosa espiral.

Los salarios en las grandes empresas crecen al mayor ritmo (+5%) desde 2008, y aún así siguen por detrás de la inflación, los salarios pactados en convenios colectivos han subido un 2,40%, y parece que toda la eurozona está abocada a una subida salarial promedio del 4% durante este año 2022.

Por otro lado, en un país donde el 95% de las empresas tienen menos de 10 trabajadores, los costes de las pymes subieron un 23% en el primer trimestre, lo que puede amenazar su competitividad y posibilidades de supervivencia, y producto de una singular coctelera donde se han mezclado el incremento del SMI, los extra costes derivados de la reforma laboral, las tensiones al alza en la negociación colectiva, y aquellas otras derivadas de la necesidad de retener -vía incrementos salariales- los truenos de la gran renuncia que vienen del otro lado del charco.

Otras lecturas en relación con los salarios

La incidencia de la normativa en el mercado de trabajo y, particularmente en materia de retribución y costes derivados, ha tenido especial incidencia en los últimos años (sucesivos incrementos del SMI, registro retributivo y auditorías salariales) y parece que puede haber más en el horizonte, desde la propuesta de “modernizar” la indemnización por despido y hacerla disuasoria para colectivos más vulnerables, hasta fórmulas de indemnización complementaria a la legal en la aplicación del Convenio 158 de la OIT y la Carta Social Europea.

Y es que la crisis no está afectando a todos por igual, y el salario sigue siendo la única palanca útil en lo que algunos llaman el ascensor social. Aunque la renta disponible bruta de los hogares creció un 2,2% interanual en 2021, este aumento no fue suficiente para recuperar al 100% todo lo perdido en el año de la pandemia. Esto contrasta con que los gravámenes sobre los salarios en el concepto de cotizaciones sociales e impuestos sobre la renta y patrimonio se situaron de forma considerable por encima de las cifras de 2019.

También merece destacarse que los salarios medios en las Administraciones Públicas ya están por encima de los niveles en la empresa privada, y que la pensión en España ya cubre el 72% del salario frente al 49% de la OCDE (22% en Reino Unido y 38% en Alemania). Según datos de esta institución, la tasa prevalencia de la pobreza entre los pensionistas en el caso de España es de 6’8 y está entre las menores del mundo, siendo mejor nuestra situación que la de países como Australia, Estados Unidos, UK, Alemania, Italia o Irlanda, en situación similar a Canadá con un 6’7 y, solos Francia y Holanda están mejor que nosotros.

Dicen que más de la mitad de los empleados se siente actualmente desmotivado en su puesto de trabajo, y el 62% considera que su sueldo no se ajusta al desempeño que realiza. A veces pensamos que la llamada gran renuncia sólo golpea a las grandes organizaciones, pero en nuestro país seguimos teniendo miles de puestos de trabajo vacantes por su escaso atractivo salarial, y esto del employer branding y el engagement parece haberse “democratizado”, y afecta a todo tipo de empresas, independientemente de su tamaño.

Esperamos que el contenido de este informe sea de interés y nos sirva para entender mejor una realidad tan compleja como retadora, cual es superar la crisis de forma sostenible para las empresas y con la necesaria inclusión y mejora de las condiciones de las personas trabajadoras.

Si te ha interesado la introducción realizada por Javier Blasco, director del Adecco Group Institute, no dudes en ampliar la información descargándote el “Monitor Adecco de Salarios”.

Relacionado

26 minutos

Evolución del teletrabajo

Leer

Artículos

10 minutos

Cómo crear una fuerza laboral resiliente

Leer

Artículos

8 minutos

Mejorar la contratación remota

Leer

Artículos

11 minutos

Estilos de gestión para liderar equipos

Leer

¿Te parece interesante? Compárte esta página:

Recibe las últimas noticias del sector RRHH directamente en tu correo. ¡Suscríbete!

SUSCRÍBETE

SUSCRÍBETE