Implementar el agile recruitment

9 minutos

Reclutar a las personas adecuadas es un desafío. El proceso de atraer, entrevistar y contratar a un nuevo empleado es uno de los más complejos en el departamento de recursos humanos y uno de los más importantes. Para los equipos de Recursos Humanos y Gestión de Personas que necesitan escalar sus esfuerzos de contratación, el agile recruitment es el enfoque correcto.

El agile recruitment sigue el modelo del método de desarrollo ágil y puede ser la mejor opción de la empresa para agilizar el proceso de contratación, reducir el tiempo del proceso y conseguir talento cualificado. 

Qué es el agile recruitment

El agile recruitment es un método para buscar y contratar talento que se basa en la metodología agile de desarrollo. Los desarrolladores de software utilizaron por primera vez el método agile para ayudarlos a optimizar los procesos y aumentar la productividad. Una táctica clave del desarrollo agile es dividir las tareas en «sprints». 

Cada parte interesada trabaja en sus sprints y luego informa al equipo. Trabajar de esta manera facilita el progreso y allana el camino para una comunicación más efectiva. 

Qué es un sprint de contratación

Los sprints de contratación son períodos específicos de tiempo asignados para completar una parte particular del proceso de contratación. Los sprints son parte integral de la metodología del agile recruitment porque ayudan a los equipos de recursos humanos a gestionar la complejidad y alcanzar los objetivos. 

En un sprint de contratación típico, el proceso se divide en segmentos de dos semanas. Por ejemplo, las dos primeras semanas se pueden usar para planificar el puesto y completar las aprobaciones necesarias. El segundo sprint se puede utilizar para promocionar el puesto vacante a través de múltiples canales. El siguiente sprint se utiliza para evaluar y entrevistar a los candidatos. 

Objetivo del agile recruitment

El objetivo de cualquier proceso de contratación es reclutar talento capaz y cualificado. Si bien este es también el resultado final de un proceso de agile recruitment, el objetivo principal es encontrar y contratar talento a tiempo y de la manera más eficiente posible. 

Esto se logra dividiendo un proceso de contratación complejo en una serie de tareas más pequeñas y manejables.

Beneficios del proceso de contratación agile

El agile recruitment ofrece una gama de beneficios sobre los métodos de reclutamiento convencionales. Estos incluyen reducir el tiempo de contratación, contener su coste y ayudar a los equipos de Recursos Humanos y Gestión de Personas a alcanzar sus objetivos. 

Reduce el tiempo de contratación

Uno de los mayores desafíos de reclutamiento es cubrir los puestos vacantes lo más rápido posible. Debido a que el proceso de entrevista y decisión puede prolongarse bastante, incluso puede atascarse hasta el punto en que el candidato principal acepta otra oferta, la metodología agile hace que el proceso avance más rápido, reduciendo el tiempo para lograr el objetivo. 

Reduce costes

Cuanto más corto sea el tiempo de contratación, menos costará conseguir talento. El agile recruitment se enfoca en la eficiencia a través del enfoque para reducir los costes de contratación y hacer que los esfuerzos de reclutamiento sean más productivos. 

Mantiene los equipos centrados

Los equipos centrados son más productivos y tienen más probabilidades de alcanzar sus objetivos. Saben cómo priorizar el trabajo en función de su valor y cómo aprovechar al máximo su tiempo. Incorporar la metodología agile en el proceso de contratación ayuda a los equipos a centrarse en lo que es importante y dejar de lado las prioridades más bajas por el momento. 

Fomenta la colaboración

Establecer puntos de contacto coherentes crea más posibilidades de comunicación bidireccional entre los participantes del proyecto. Hablar sobre el progreso, analizar los obstáculos y disfrutar de los logros ayuda a solidificar a los miembros del equipo hacia el objetivo común. 

Ayuda a evitar malas contrataciones

Las malas contrataciones son caras. Según CareerBuilder , las empresas pierden un promedio de más de 14.000 dólares por cada mala contratación, y el 74% de las compañías encuestadas indicaron haber realizado al menos una mala contratación. 

Como se mencionó anteriormente, la colaboración es un aspecto positivo que fomenta la metodología agile dentro del proceso de contratación. Si, desde el principio, las personas involucradas en la contratación discuten y deciden el tipo de candidato que están buscando, los anuncios pueden dirigirse mejor a esas personas y los entrevistadores pueden trabajar para conseguir esos candidatos. 

Identificar lo que el puesto necesita al principio del proceso es esencial para encontrar el talento que cumpla con los criterios, y esto se hace más fácil con un agile recruitment.

Consejos para implementar el agile recruitment

Dirigir los procesos de contratación en una nueva dirección puede ser un desafío, pero el retorno de la inversión vale la pena. Si has decidido implementar una estrategia de reclutamiento agile, te dejamos cinco consejos para ayudarte a implementarla de la manera más rápida y eficiente posible. 

Se estructurado

Un proceso de contratación estructurado puede ser lo más importante para respaldar un proceso de contratación agile. Sin un punto de partida definido, una secuencia de eventos y un resultado, es difícil (si no imposible) mantener el control y la visibilidad. Dado que el agile recruitment se divide en sprints, un proceso estructurado facilitará la organización del tiempo y recursos en unidades de actividad manejables. 

Se específico

Dado que el desarrollo agile enfatiza la eficiencia y el mantenimiento de un cronograma, cualquier ambigüedad puede causar demoras y descarrilar el proceso de reclutamiento. Para evitar este escenario, has de ser lo más específico posible en cada oportunidad. Crea una descripción detallada del trabajo, definiendo los requisitos mínimos para el puesto, así como los ideales. Elige plazos y comunícate en todo momento. 

Delega

El reclutamiento es un proceso compuesto por muchas partes móviles. Una vez que se ha creado el plan de reclutamiento, delega claramente las tareas a otros miembros del equipo. Asegúrate de que entiendan sus tareas y sus plazos. 

Cíñete a un plan

La desviación de la estrategia de reclutamiento puede causar retrasos e interrupciones. La metodología agile evita los cambios en la mitad del sprint que pueden hacer que los equipos vuelvan al punto de partida. Una vez que el sprint esté en marcha, apégate al plan hasta que esté completo. Si algo sale mal, aplica lo aprendido en el próximo sprint. 

Termina, aprende y sigue adelante

Una vez que se completa el sprint, es hora de evaluar los resultados. Mantente objetivo y trata de aprender todo lo que puedas de las actividades anteriores. Si el sprint fue un éxito, trata de entender por qué. Si no se logró el resultado deseado, identifica la causa lo mejor que puedas. Luego usa estas lecciones para estructurar el próximo sprint y completar tu nuevo proceso de agile recruitment.

Relacionado

Artículos

11 minutos

Cómo tener en cuenta los valores al contratar

Leer

Artículos

9 minutos

Apoyo a los equipos remotos

Leer

Artículos

11 minutos

Pensamiento crítico y toma de decisiones

Leer

Artículos

8 minutos

Qué es Skillability

Leer

Artículos

11 minutos

Onboarding de trabajadores remotos

Leer

¿Te parece interesante? Compárte esta página:

Recibe las últimas noticias del sector RRHH directamente en tu correo. ¡Suscríbete!

SUSCRÍBETE

SUSCRÍBETE